¿Qué dice tu logo sobre ti?

Desde los colores hasta el estilo, todo es importante en el diseño de tu logo. Echa un vistazo a nuestra guía, donde encontrarás unos pequeños consejos para diseñar un logo perfecto.

Diseñar un logo no es sencillo, y a veces podemos sentirnos algo perdido en cuanto a qué colores y tipo de letra utilizar. Queremos que el logo refleje nuestra marca, la industria en la que trabajamos y que el mensaje que estamos enviando sea convincente. ¡No es nada fácil!

Color

Empecemos con algo sencillo…¿Qué color elijo para mi logo? Tener en cuenta la psicología de los colores es importante cuando vamos a diseñar un logo y nos lo hemos de tomar con seriedad. El color azul, por ejemplo, es utilizado por muchas marcas ya que transmite confianza, da cierta reputación y, además, refleja la imagen de experto en tu campo- Barclays, The Guardian y Samsung, ¡todos ellos han optado por el azul!

Elegir el color rojo es perfecto para transmitir pasión y energía, y es relacionado fácilmente con marcas de alimentación como, McDonalds, Pizza Hut o Coca Cola.

Identificación

Ahora te has de hacer una serie de preguntas: ¿Sigue siendo mi logo reconocible aun sin eslogan?, ¿Encaja en diferentes tipos de productos y plataformas como en tarjetas de visita , uniforme de trabajo , en el avatar de las redes sociales o en la firma del correo electrónico?

Los logos que son fácilmente redimensionables y adaptables en diferentes productos y plataformas hacen la vida más sencilla a una marca.

Qué quieres reflejar

Tu logo ha de ser reflejo de lo que quieres conseguir. Una empresa que quiere dirigirse a niños o jóvenes no utilizará un estilo de letra formal ni el color negro en el logo. Piensa detenidamente a qué tipo de cliente quieres atraer y piensa que será reflejo de tu marca.

Por último. Tu logo necesita tener algo distintivo para que se diferencie del resto de marcas. Los arcos dorados de McDonald’s son reconocibles en todo el mundo, no importa dónde te encuentres.Si tu logo es una imagen, asegúrate de que sea reconocible nada más ser visto, sin necesidad de venir junto al nombre de la marca.

Con estos consejos sobre cómo diseñar un logo no deberías tener problema de crear el tuyo propio y que refleje lo que quieres transmitir y que sea fácilmente reconocible, ¿no?