Desde bien pequeños hasta que somos adultos, estamos acostumbrados a oír lo importante que es causar buenas impresiones. Nos pasamos prácticamente toda la vida oyendo esto y aprendiendo las habilidades necesarias para conseguirlo. Pero, ¿cómo desarrollar estas capacidades sociales? ¿Ayudan de verdad a causar una buena impresión? La mayoría de empresarios consideran que las soft skills o habilidades sociales son la mejor arma que un trabajador puede tener.

Según el profesor Marcel Robles, las habilidades sociales son competencias conductuales, también conocidas como habilidades interpersonales, e incluyen habilidades de autenticidad, autoliderazgo, confianza, autonomía, aprendizaje continuo, proactividad, y un largo etcétera. Sin embargo, ¿qué puedes hacer si tu mente se queda en blanco en situaciones sociales o no sabes cómo reaccionar en este ámbito?

Aunque muchos piensan que las habilidades sociales están sobrevaloradas, la mayoría de reclutadores descartan completamente a los candidatos que carecen de ellas. Robles explica que los reclutadores señalan como importante "la integridad, la comunicación, la cortesía, la responsabilidad, las habilidades sociales, la actitud positiva, profesionalismo, flexibilidad, trabajo en equipo y ética de trabajo" en un candidato. Aunque estas diez habilidades parecen bastante sencillas, la aptitud para conseguirlas pueden variar mucho según la persona. Como no eres el primero ni el último al que le pasa, aquí tenemos algunos consejos para mejorar la cortesía, la integridad y la comunicación en tu entorno profesional:

Cortesía: Mejorar tu cortesía respecto al resto puede simplificarse a preocuparte por los intereses ajenos. Esto puede ser cualquier cosa: desde llegar a tiempo a la oficina, a estar pendiente de tus compañeros y clientes. Escuchar es una gran manera de desarrollar esta competencia, ya que saber sus necesidades exactas te ayudará a impresionarlos. Es posible que en muchas ocasiones no puedas cumplir sus deseos, pero realizar un seguimiento de los hechos te ayudará a encontrar una solución, al mismo tiempo que les muestras tu atención.

Tener a mano una agenda mejorará tu organización, profesionalidad y gestión del tiempo. Si te presentas tarde a reuniones y eventos importantes, desde luego no impresionarás a nadie ni representarás a tu empresa positivamente. En entornos laborales comunes, como una oficina, el tiempo de cada uno es valioso. Así que no se lo hagas perder a tus compañeros.

Tener actualizadas tus tarjetas de visita es también una forma de consideración hacia los demás. No hay nada peor que alguien garabateando sus detalles de contacto en un trozo de papel cualquiera. Incluir la información actualizada de tu contacto, será vital para que el bun funcionamiento de un proyecto o para hacer negocios.

Comunicación: Las ventajas de mantener una comunicación fluida en el ámbito laboral es fundamental. El buen funcionamiento y efectividad en el trabajo dependen en la mayoría de los casos de un ambiente amistoso y la interacción con el resto de colegas. Ser borde con los demás conlleva un efecto dominó extrañamente contagioso que ennegrece el estado de ánimo y que hace que el trabajo en equipo sea una tarea más estresante. Recuerda que una buena actitud es sinónimo de un ambiente agradable.

Otro consejo que puede mejorar notablemente tu comunicación es tener temas recurrentes de los que hablar. Si alguna vez tienes dudas sobre qué decir, piensa en el acrónimo F.O.T.M.: Familia, ocupación, tiempo libre y motivaciones. Cuatro grandes temas que puedes utilizar para sacar conversación a tus compañeros y clientes, y mejorar así el ambiente laboral.

Integridad: Demostrar integridad puede abrirte muchas puertas en una entrevista de trabajo o en tu actual puesto. Ser honesto y responsable serán tus mayores aliados. Enfréntate a cualquier dificultad y asume tus errores con honestidad. Esto demostrará que asumes la responsabilidad de tus acciones y te esfuerzas por mejorar. Esto es tranquilizador para tu jefe, ya que implica que estás abierto a aprender nuevas habilidades. Esto no sólo reducirá tu tasa de errores, sino que también aumentará tus calificaciones personales.

Robles, Marcel M. "Executive perceptions of the top 10 soft skills needed in today’s workplace." Business Communication Quarterly 75, no. 4 (2012): 453-465.